La carrera de Psicología surge en 1998 en Concepción y en 1999 en Santiago, alineada con los principios fundadores de la Universidad y con la creación del primer Plan de Estudios de la Carrera. Desde su creación, la carrera se propuso ser reconocida a nivel local y nacional por la rigurosidad en la formación académica entregada, el desarrollo de profesionales de excelencia altamente vinculados con las demandas sociales, orientados hacia el bienestar de las personas y comprometidos con la generación y aplicación del conocimiento científico.
El pregrado es el eje central de la Facultad, en el entendido que recibe el aporte del resto de las unidades, enriqueciéndose mutuamente. En relación a la formación académica, la Carrera ha contado con tres planes de estudios que comenzaron en 1998, 2005 y 2014, respectivamente, siendo el Plan 2014 una actualización del Plan 2005. Ambos planes se sustentan en el mismo Modelo Educativo, que a lo largo de estos años se ha ido perfeccionando a la luz de los resultados obtenidos.

Los principios y valores que guían la acción de la carrera de Psicología son:

  1. Formación de profesionales éticos: psicólogas(os) y especialistas con un código ético claro y consistente, que guía su quehacer profesional, enfatizando aquellos criterios que fortalecen el desarrollo de individuos, grupos, organizaciones y familias sanas, promoviendo la salud desde una perspectiva integral y de calidad de vida.
  2. Formación de profesionales líderes en el campo psicológico, capaces de detectar y responder de manera innovadora a las problemáticas que aquejan al ser humano en sus distintas dimensiones, proyectándose a los diversos campos de acción con el fin de contribuir al desarrollo y crecimiento del país.
  3. Formación de profesionales de excelencia: psicólogas(os) que se destacan por su pensamiento científico, reflexivo, analítico y amplio, que les permite comprender las complejidades del comportamiento humano, conscientes de su perfectibilidad y comprometidos con su formación y desarrollo continuo.

La Carrera cuenta con un perfil generalista, que establece que los psicólogas(os) tituladas(os) de la Universidad del Desarrollo tendrán las competencias suficientes para insertarse en el mundo profesional obteniendo un buen desempeño en las áreas organizacional, educacional, clínica y social. Se han definido estas cuatro áreas porque son suficientemente amplias, se interrelacionan y retroalimentan mutuamente, lo que permite abordar la complejidad del mundo laboral actual.